Debajo del Egeo

Abre el primer museo arqueológico submarino de Grecia

El famoso naufragio de Peristera podrá visitarse este verano en las aguas de Alónissos de la mano de buzos expertos.

Corrían los inicios de los 90 cuando un pescador encontró centenares de ánforas llenas de vino en la costa de la isla Alónissos. Era la punta del iceberg de lo que "cambiaría la comprensión de los historiadores sobre la construcción naval en el mundo antiguo", el naufragio de Peristera. Así lo define en su página web el Centro de Buceo Alonissos Triton, que a partir del 2 de agosto y hasta el 3 de octubre ofrece la posibilidad de visitar el hallazgo con el traje de buzo puesto.

 

 

Peristera

Fotos: Best Diving Greece

Peristera

Aprender historia buceando

Quienes se sumerjan en las aguas de la isla Alónissos, se toparán con los vestigios que sorprendieron al pescador, pero también con todo el naufragio, que se extiende más de 15 metros y que descubrieron a posteriori gracias a varias exploraciones. A pesar de que parte de la embarcación se perdió, lo que contenía dentro dejó un paisaje marino sorprendente: unas 4.000 ánforas y restos de barcas que se han convertido en hogar de esponjas de mar y peces.

Los visitantes bucearán junto a expertos a casi 30 metros de profundidad mientras visitan un hallazgo de gran importancia para el mundo antiguo. Antes del descubrimiento del naufragio, los arqueólogos creían que los barcos más grandes habían sido diseñados y construidos por los romanos alrededor del siglo I a. C., que transportaban unas 1.500 ánforas y pesaban hasta 70 toneladas. Sin embargo, el barco griego fue construido cuatro siglos antes, pesaba 126 toneladas y transportaba más del doble de ánforas. El centro de buceo informa además de que según los historiadores es el barco más grande de su tipo descubierto bajo el mar.

También en Realidad Virtual

Para las personas que no pueden realizar la inmersión, el museo ha puesto en marcha un innovador proyecto que les permite disfrutar de un recorrido en realidad virtual. Así, verán todo lo que se encuentra bajo el agua pero sin necesidad de mojarse.

Pero esto no es todo. Sorprende aún más saber que gran parte de Peristera todavía no se ha excavado y que siguen habiendo varias preguntas sin respuesta alrededor de ese naufragio, como qué causó el accidente o si hay más hallazgos debajo de las ánforas.

El proyecto Bluemed

Peristera abrirá primero, pero se tiene previsto que otros tres naufragios del Golfo Pagasético también lo hagan. Todos ellos forman parte de una iniciativa para desarrollar y transformar la región en un sitio arqueológico subacuático, que se enmarca dentro del programa financiado por la Comisión Europea Bluemed. Este tiene por objetivo planificar, aprobar y coordinar museos subacuáticos, parques de buceo y centros de sensibilización para apoyar el desarrollo turístico sostenible y responsable y promover el crecimiento en las zonas costeras y las islas del Mediterráneo.

Se plantea además expandir la iniciativa a Italia y Croacia y se realizarán más inmersiones de prueba este verano y el próximo año, con la intención de abrir completamente los sitios para el buceo recreativo a principios de 2021.

Seguir Viajando

Actualidad

Grecia

Compártelo