Las esculturas de la pradera

Un picnic con mucho arte en Regent's Park

El arte se echa al parque en la mayor exposición al aire libre de Londres

1 / 7
iStock-506062137. El favorito de los londinenses

Foto: iStock

1 / 7

El favorito de los londinenses

Basta con darse un paseo durante el verano por cualquier parque de Londres para comprobar que el picnic es una institución para los ingleses. Se lo toman tan en serio que se ven auténticos profesionales equipados con cestas de mimbre, botellas de vino y copas de cristal. Ahora y hasta el 6 de Octubre se convierte también en un arte porque Regent’s Park -el parque favorito de los londinenses- se transforma en una galería. Detrás de esta genial idea están los organizadores de la prestigiosa feria Frieze que por segundo año han decido exponer en sus praderas 23 obras de algunos de los artistas internacionales más influyente del momento. Cualquiera puede verlas, tumbarse junto a ellas o incluso comprarlas. Estas son algunas de las más destacas:

48179975691 bc59363ef8 k. Buscando la perfección

Foto: Feria Frieze

2 / 7

Buscando la perfección... y los likes

Como en cualquier otra disciplina, en el mundo del arte el círculo siempre se ha considerado el símbolo de la eternidad ya que no tiene ni principio ni fin. Pero, ¿puede cualquier objeto ser eterno?. La respuesta que daría el estadounidense Lars Fisk salta a la vista porque se ha empeñado en convertir en una esfera todo lo que se le pasa por la cabeza. Todo. Lo misma da que sea una furgoneta Volkswagen, un marcador de baseball, un cubo de basura o una casa estilo Tudor. Su ’Bola Tudor’ es un homenaje al período más glorioso de la historia de Inglaterra que -eso sí- parece tambalearse en medio de Regent’s Park. ¿Será que en realidad no todo dura para siempre? Lo que es una certeza es que esta obra es una de las más ‘instagrameadas’ de todas la que se exponen.

48179919751 ff894e7c9d k. Good bye Kitty

Foto: Feria Frieze

3 / 7

Good bye Kitty

Aunque su capucha ha perdido el color rosa y sus ojos carecen de expresión, todavía se puede distinguir aquí a ‘My Melody', la mejor amiga de ‘Hello Kitty’ -que también fue reinterpretada en su momento por Tom Sachs en forma de enorme fuente con el agua cayendo de sus ojos. Al artista estadounidenses le encanta jugar con iconos de nuestro tiempo y "recontextualizarlos para transportarlos a un nivel más elevado”, por eso los hace en bronce y les da ese aspecto tan monumental. El resultado es adorable pero el fondo es una crítica a la sociedad de consumo; de ahí la paradoja de que una pieza idéntica a ésta que ahora da la bienvenida a los visitantes de Regent’s Park se vendiera en 2008 en la casa de subastas Christie’s de Nueva York por 196.000 euros.

48179824146 9046fef1ef k. Un juguete a escala humana

Foto: Feria Frieze

4 / 7

Un juguete a escala humana

Quien dijo que los coches de juguete son una reproducción exacta del original debería echarle un vistazo a este Jaguar E. Le faltan los elementos del salpicadero, los pedales y los ejes de las ruedas porque tampoco los tenía con el que jugaba el artista brasileño Vik Muniz de niño. Cuando hace unos años lo encontró en un cajón se dio cuenta de la verdad y decidió dejar a un lado sus populares obras con chocolate, gelatina o confeti y hacer el camino a la inversa: tomar el juguete como modelo y reproducirlo en el tamaño del vehículo real. El resultado es la llamativa ‘Mnemonic Vehicle No.2’ y lo que hay detrás de ella un ejercicio sobre el deseo, la memoria y cómo el uno puede alterar a la otra y viceversa.

48179365436 90f736263e k. Algo más que 'Love'

Foto: Feria Frieze

5 / 7

Algo más que 'Love'

Aunque su pieza más conocida sea una palabra: ’Love’, al estadounidense Robert Indiana lo que siempre le fascinó fue el poder de los números. Estaba tan convencido de que albergan múltiples significados que los convirtió en el centro de su obra desde los años cincuenta hasta su muerte el año pasado. Muestra de ello es ‘Del UNO al CERO’, la representación de toda una vida teniendo en cuenta que para Indiana el 1 significaba el nacimiento y el 0, la muerte. Entre ellos se sitúan todos lo demás números que, aunque otras veces se han expuesto formando una hilera, aquí lo hacen en círculo; de nuevo como símbolo de movimiento y plenitud. Que cada uno elija el suyo para la foto porque además de tocarlos también está permitido subirse a ellos y es difícil resistirse.

48179468216 5394ddcae9 k. Un Plensa ¿cómo no?

Foto: Feria Frieze

6 / 7

La paz de Plensa

La calma se impone y las prisas se quedan a un lado cuando uno se detiene ante ’El Sueño de Laura Asia’, la primera obra de un arista español en la muestra Frieze de esculturas al aire libre de Londres. Como es habitual en los trabajos de Jaume Plensa, esta hipnótica cabeza de bronce de más de dos metros de alto es más que una pieza artística: es un objeto zen que invita a la meditación y al silencio en medio del ruido de la ciudad; justo la misma función que cumple Regent’s Park en mitad de Londres.

48179392517 556d9afa16 k. Un sueño nada ligero

Foto: Feria Frieze

7 / 7

Un sueño nada ligero

La primera vez que ‘Cuando Duermo’ se presentó ante el público reposaba en el centro de una sala de la galería White Cube de Londres. Ahora esta imponente figura de mujer de más de cuatro metros obra de Tracey Emin -una de las artistas británicas más reconocidas del momento- se expone a la vista de todos sobre la mullida hierba del parque. Cambiar las paredes blancas por el espacio al aire libre acentúa aún más si cabe el alegato feminista de su autora porque la obra supone el contraste entre la fortaleza de la mujer y la situación de vulnerabilidad a la que sigue sometida en la sociedad; de ahí que la figura esté hecha en un material tan duro como el bronce pero en posición fetal, que igual puede significar dolor que descanso.

48179919751 ff894e7c9d k

Un picnic con mucho arte en Regent's Park

Compártelo