'Swim me to de moon'

La luna llena baja a Milán

Nadar y sentir los rayos lunares sobre la piel ahora es posible en las aguas de la piscina Cozzi.

Reflejos lunares

El enorme satélite terrestre realizado a escala por Luke Jerram flota sobre el agua de la Piscina Cozzi de Milán. 

Foto: Luke Jerram

Reflejos lunares

Los destellos plateados y ondulantes que ofrece la Piscina Cozzi durante estos días invitan a todo aquel que quiera marcarse unos largos a nadar bajo la luz, siempre sugerente, de la luna. Y sin necesidad de hacerlo a techo descubierto.

El proyecto bautizado como El museo de la Luna ha llegado a Milán después de haber visitado grandes ciudades de medio mundo –Pequín, Liverpool, Reikiavik…– en las que una enorme luna realizada a escala ha tomado el cielo de plazas, calles, edificios y también piscinas. Se trata de una obra del artista británico Luke Jerram, quien ha estudiado detalladamente los datos y la cartografía del satélite terrestre que ofrece la NASA para crear una reproducción completamente fidedigna. Cada centímetro de la estructura creada por Jerram corresponde a 5km reales de la superficie lunar, y cada cráter y cada surco tienen su par idéntico a más de 300.000 km de distancia.

Cada centímetro de la estructura creada por Jerram corresponde a 5km reales de la superficie lunar

Si la intención era crear la casi inimitable sensación de nadar bajo la luz de la luna, Luke Jerram y la Piscina Cozzi de Milán lo han conseguido. La enorme estructura iluminada por dentro se podrá contemplar desde las aguas milanesas del 15 al 23 de junio, incluyendo dos noches blancas: el 15 y el 22, cuando la piscina permanecerá abierta hasta las 4 de la madrugada. Una oportunidad única de sentir de cerca la misma luna que ilumina todas las noches del mundo.

Compártelo