Al margen del Duomo

Milán por amor al diseño

Cómo disfrutar de esta ciudad dentro y fuera del Salone del Mobile.

Es una de las citas anuales más esperadas por los diseñadores. El Salone del Mobile –la Feria del Mueble– de Milán congrega en la capital mundial de la moda a los grandes nombres del diseño industrial y a los que aspiran a serlo. Sus originales e innovadoras creaciones embellecen los pabellones de este evento que se inaugura esta semana. Desde el 9 hasta el 14 de abril de 2019 las calles milanesas verán desfilar objetos que se elevan a la categoría de obras de arte. Para una inmersión en profundidad, merece la pena dejarse perder también por los museos, tiendas y rincones más estimulantes de la ciudad.

1 / 14
La Triennale

1 / 14

La Triennale

Si Milán se considera la capital mundial del diseño es, en parte, gracias a este indispensable museo. En mitad de la magnífica extensión verde que es el Parque Sempione de Milán se yergue el edificio que alberga La Triennale, o como fue bautizada desde su aparición en la década de los 30, el Palazzo dell’Arte. Con el mismo espíritu que entonces, esta institución propone exposiciones acerca de las artes decorativas en su sentido más amplio que enfatizan la relación entre la industria, el arte y la sociedad.

Foto: La Triennale

Fondazione Prada

2 / 14

Fondazione Prada

Lo que a principios del siglo XX era una destilería en las afueras de Milán, es en la actualidad un moderno conjunto de edificios que, desde su rediseño en 2015, se presenta como un escaparate para las exposiciones más arriesgadas de los jóvenes diseñadores. La particular estética del lugar que mezcla lo antiguo con lo contemporáneo –concebida por la firma de arquitectos OMA– se ha convertido en un laboratorio de nuevas tendencias artísticas. Uno de sus reclamos: el Bar Luce ideado por Wes Anderson, inspirado en los cafés milaneses de los años 50.

Foto: Istock

MUDEC

3 / 14

MUDEC

Las ondulantes y luminosas paredes del Mudec fueron construidas por el arquitecto David Chipperfield a petición de las instituciones públicas de Milán en Ansaldo, una antigua zona industrial que recuerda el pasado económico y social que dio forma a la ciudad. Ahora workshops, talleres y su colección permanente pretenden ser la sede de un diálogo constante entre el patrimonio artístico milanés y la pluralidad cultural que ofrece hoy en día la ciudad. En definitiva, una auténtica intersección entre el arte de ayer y de hoy.

Foto: MUDEC

Hangar Bicocca

4 / 14

Hangar Bicocca

El arte contemporáneo reina en el Hangar Bicocca. Las amplias naves de este espacio cultural, una antigua fábrica de Pirelli, constituyen un centro dinámico de arte donde cada proyecto tiene una estrecha relación con la arquitectura del edificio y una clara voluntad experimental. Cada año, artistas italianos e internacionales tienen un hueco entre sus paredes, donde los visitantes interactúan de manera directa con las obras expuestas. Además, también es muy recomendable una parada relajante en su sala de lectura o un cocktail en el restaurante gourmet Luta Bistrot.

Foto: Hangar Bicocca

Villa Necchi Campiglio, Foto di arenaimmagini.it 2014 . Villa Necchi Campiglio

5 / 14

Villa Necchi Campiglio

Poner un pie en esta mansión de 1935 es dar un salto en el tiempo. Tras una meticulosa restauración, la Villa Necchi Campiglio se ganó un lugar de honor en el conjunto de Casas-Museo de Milán. Y es que la ola de modernidad con que el arquitecto Pietro Portaluppi tiñó la arquitectura milanesa en el periodo entre guerras encuentra uno de sus mejores ejemplos en este edificio, comisionado por la familia Necchi Campiglio. Sus salas, con decoraciones lujosas, muebles únicos y elementos exquisitos, muestran el personal estilo de Portaluppi: un paso intermedio entre el racionalismo arquitectónico y el art déco.

© FAI - Fondo Ambiente Italiano

10 Corso Como

6 / 14

10 Corso Como

Si uno no sabe cómo encontrar la inspiración, Milán tiene la respuesta: 10 Corso Como. Resulta difícil ponerle un nombre a este espacio, pues es un 3 en 1: una tienda-galería-museo. La galerista Carla Solzzani ideó un espacio donde se puede encontrar lo último de los diseñadores de moda de primera línea, conocer nuevas tendencias artísticas en el espacio expositivo o bien tomar un capuccino en su relajante patio interior. En el 10 Corso Como uno siempre puede encontrar satisfecha su curiosidad de la mano del diseño y el arte milanés.

Foto 10 Corso Como

Nilufar Depot

7 / 14

Nilufar Depot

Lámparas, sillones, mesas y estanterías de diseño por doquier son el estimulante panorama que se encuentra el visitante en esta tienda que tiene el aspecto de una galería de arte contemporáneo. Para mantenerse al día y contar siempre con las últimas tendencias en el diseño de muebles, Nilufar Depot cuenta con una extensa cartera de diseñadores y cubre periódicamente ferias y eventos de ámbito internacional. Y por si sus tentaciones fueran pocas, se encuentra a escasas calles del Duomo.

Foto: Nilufar Depot

Rossana Orlandi

8 / 14

Rossana Orlandi

La imagen de Rossana Orlandi rompe moldes, y así lo hace también su Spazio Ro, el lugar desde donde esta septuagenaria galerista actúa como mecenas del arte y el diseño. El rincón de la caza talentos milanesa ofrece la oportunidad de conocer y compartir las tendencias que proponen tanto los grandes diseñadores consagrados como aquellos que irrumpen en el panorama artístico con ideas frescas. En sus propias palabras, un ‘hermoso caos’ que merece la pena conocer.

Foto: Rossana Orlandi

Understate

9 / 14

Understate

Pensado y diseñado como un laboratorio de investigación para el diseño de interiores, Understate se define como un punto de referencia para el desarrollo y divulgación de nuevas tendencias. Sin perder de vista todo el pasado cultural, los proyectos que propone su equipo de colaboradores miran hacia el futuro apoyándose sobre todo en propuestas de materiales que combinan técnicas antiguas con el estilo y la funcionalidad del presente y futuro. Un delicado equilibrio entre modernidad y tradición que es la marca distintiva de este negocio.

Foto: Understate

Straf hotel

10 / 14

Straf hotel

En pleno centro de Milán se halla el centenario hotel Straf, donde el artista y diseñador Vincenzo de Cotlis puso todo su genio, concibiéndolo como una obra de arte a gran escala. Sus estancias son una delicia para la vista. En ellas se dan encuentro mobiliario y decoración propia de diferentes épocas que sintetizan la evolución del diseño desde los años 70 hasta la actualidad.

Foto: Straf hotel

casaBASE

11 / 14

casaBASE

Con tan solo 10 habitaciones, casaBASE ha creado un ambiente íntimo donde el viajero tiene la oportunidad de sumergirse en la vida artística del edificio. Exposiciones, talleres, espectáculos y conferencias dan salida a las nuevas ideas y proyectos que se retroalimentan en este espacio creado a propósito para ello. Todo aquí propicia el intercambio cultural, y si uno quiere sumarse basta con hacer una reserva.

Foto: casaBASE

room mate Giulia

12 / 14

room mate Giulia

Este hotel diseñado por Patricia Urquiola pretende que el viaje a Milán sea más que una visita; una experiencia. El estilo vintage presente en todas las habitaciones combina a la perfección con los acabados acogedores necesarios para hacer de la estancia una experiencia tan relajante como estimulante. Un hotel-boutique cuya esencia lombarda se deja sentir en los colores cálidos y materiales tradicionales.

Foto: Room Mate Giulia

Viu Milano

13 / 14

Viu Milano

Con una cocina de estrella Michelín y una piscina en la azotea, Viu Milano no necesitaría nada más, pero lo cierto es que lo tiene. Un exuberante jardín vertical desciende por el exterior e interactúa de forma fluida con el interior a través de la amplia vidriera que cubre la fachada e inunda de luz las estancias. Dentro, una decoración sobria donde colores y texturas se mezclan en armonía con el mobiliario de Molteni, el toque definitivo.

Foto: Viu Milano

ME milan. ME Milán II Duca

14 / 14

ME Milán II Duca

Algunas de las piezas más conocidas de la diseñadora Zaha Hadid aterrizan en el lujoso ME Milán II Duca, en pleno centro histórico de la ciudad, con motivo del Salone Mobile de Milán. La exposición Zaha Hadid Design in ME Milan II Duca es un homenaje a la desaparecida arquitecta repartido por los diferentes espacios del hotel, subrayando las múltiples relaciones que sus singulares piezas establecen con la arquitectura que las rodea. Lámparas, jarrones, objetos de mobiliario y decoración salpican los rincones de un edificio que cobra vida con las formas y materiales eclécticos de Hadid. 

Foto: ME Milan II Duca

Nilufar Depot

Milán por amor al diseño

Compártelo