Entre rocas y paisajes

Un recorrido por los geoparques de Portugal

Reconocidos por la Unesco, proponen un viaje a los orígenes en el que la conservación y protección de sus valores naturales y culturales está siempre presente.

Los cinco geoparques portugueses integrados en la Red Mundial de la UNESCO aguardan formaciones rocosas y paisajes marinos capaces de retroceder millones de años y de trascender con la historia de sus suelos. Sus ríos, volcanes, cuevas y grutas, entre otras manifestaciones, permiten conocer el origen de los cinco que, a pesar de tener características diversas, comparten un elemento común: la preocupación por la conservación y la protección de los valores naturales y culturales, así como la promoción del desarrollo sostenible con la participación de las comunidades locales.

 

1 /5
Geoparque Naturtejo

Foto: iStock

1 / 5

Geoparque Naturtejo de la Meseta Meridional

Allí donde el río Tajo deja España y se adentra en tierras portuguesas se encuentra el Geoparque Naturtejo de la Meseta Meridional. Cuenta con 17 monumentos geológicos, entre los que destacan las Puertas de Ródão que rodean el Río Tajo y los icnofósiles de Penha Garcia, así como el Parque Natural del Tajo Internacional, donde habitan más de 150 especies de aves. Entre febrero y agosto, las cigüeñas negras se suman a los sobrevuelos de las águilas imperiales y los buitres. Aparte de observando aves, el senderismo, la escalada, las rutas en BTT o navegar en canoa son la mejor forma para conocer un territorio moldeado por el mayor río de la península ibérica en su curso bajo antes de desembocar en Lisboa. Junto a todo este patrimonio natural, las aldeas históricas de Castelo Branco, Idanha-a-Nova, Nisa o Monsanto completan la visita al geoparque Naturtejo.

Geoparque Estrela

Foto: iStock

2 / 5

Geoparque Estrela

Protegido por la montaña más alta del Portugal continental, la Torre, el Geoparque Estrela se extiende por un área de 2.216 km2 donde permanecen las formas y depósitos glaciales más importantes e impactantes de Portugal, como el Valle del Glaciar Zêzere o la Lagoa Comprida. Varios senderos que conducen hasta miradores desde donde observar las lagunas y las formaciones rocosas parten desde los nueve municipios de la Serra da Estrela: Belmonte, Celorico da Beira, Covilhã, Fornos de Algodres, Gouveia, Guarda, Manteigas, Oliveira do Hospital y Seia. Castillos, centros religiosos y otros monumentos permiten comprender la historia de esta región de Portugal y su evolución cultural marcada por la adaptación de las comunidades a la geografía.

Geoparque Arouca

Foto: Shutterstock

3 / 5

Geoparque Arouca

Un total de 41 geositios convierten Arouca en una de las regiones geológicas más importantes de Portugal, concretamente gracias a tres geositios de gran valor científico: las Piedras parideras de Castanheira, los Trilobites gigantes de Canelas y los icnofósiles del Valle do Paiva. Sin embargo, Arouca también destaca por sus ríos de agua cristalina, como el Arda, el Paiva y el Paçô,, sus valles y las Sierras de Freita y de Montemuro, donde puede realizarse senderismo, escalada, piragüismo o rafting, sobre todo en los rápidos del Río Paiva. Para recorrer el territorio, lo mejor es adentrarse por alguna de las 14 rutas del geoparque, donde también se puede conocer la flora y fauna del lugar, la antigua actividad minera de la región o monasterios como el de Arouca, que tuvo una gran influencia en el desarrollo de la región. Su legado se encuentra en dulces com las barrigas de monja o los cigarros de almendra, que pueden degustarse después de un buen plato de ternera asada o tajada de carne de raza autóctona, la arouquesa.

Geoparque Terras de Cavaleiros

Foto: Shutterstock

4 / 5

Geoparque Terras de Cavaleiros

Los 180 km de senderos divididos en 24 rutas del Geoparque Terras de Cavaleiros permiten conocer los 42 geositios de este enclave del Nordeste Transmontano. Reconocido por su valor científico y sus 400 millones años de historia, aguarda joyas geológicas como el Paisaje Protegido de Albufeira do Azibo, ubicado entre las sierras de Nogueira y de Bornes, y donde disfrutar de la observación de aves, de rutas en bicicleta de montaña o de deportes de agua. Terras de Cavaleiros cuenta también con la playa fluvial de Ribeira y con un vasto patrimonio arquitectónico en pueblos que conservan sus tradiciones, cultura y gastronomía, enter las que destacan manifestaciones como los caretos (máscaras) de Podence y los pauliteiros (danzarines) de Salselas.

5 / 5

Geoparque de Azores

Las nueve islas y la zona marina de su alrededor aguardan un total de 121 geositios que reflejan la geodiversidad volcánica del archipiélago. Cada una de ellas cuenta con características específicas, aunque con un elemento común: la belleza de su naturaleza que se extiende entre sus volcanes, lagunas, aguas termales y cuevas. Un total de 1766 volcanes motean el archipiélago, nueve de los cuales todavía se encuentran en activo, con cavidades volcánicas que forman grutas, cuevas y grietas de especial belleza. Su importancia geológica se extiende hasta el lecho marino, donde se encuentran fuentes geotermales submarina. Con la montaña de Pico como principal atractivo, las nueve islas cuentan la historia geológica de hace 10 millones de años, que puede conocerse mediante senderos y centros de interpretación. 

Estrela