La Vía Algarviana

Nos adentramos en un viaje panorámico por el interior del sur portugués. ¿Te vienes a conocerlo?

1 / 5
XI7-1776959. La Ruta de los Contrabandistas

1 / 5

La Ruta de los Contrabandistas

El río Guadiana ha significado mucho más que una frontera geográfica y política para los habitantes del Algarve. También ha sido una oportunidad de negocio para los contrabandistas de ambas riberas, que se jugaban la mercancía y la vida cruzando las aguas en barca o a nado. Hay dos circuitos señalizados de 6 kilómetros por las cercanías del pueblo de Alcoutim: uno por el barranco de Brejo y paralelo al GR 13; el otro pasa junto a puestos de guardia asomados al río y tiene salida y llegada en el mirador de Pontal. 

GettyImages-520601765. La ruta del agua en la comarca de Loule

2 / 5

La ruta del agua en la comarca de Loule

A lo largo de los siglos los algarvianos se las han ingeniado para extraer y aprovechar al máximo el agua. Fuentes, canales, pozos, balnearios y diversas estructuras hidráulicas fueron construidas y reconstruidas por artesanos de la piedra y agricultores. Muchas han resistido el paso del tiempo y en la actualidad forman parte de un itinerario temático por la comarca de Loule. 

La Ruta del Agua por Loule abarca 130 kilómetros, está pensada para realizarse en coche y puede completarse en un día. La primera parada es, sin duda, la ciudad de Loule y su mercado cubierto, de inspiración árabe. Los sábados los puestos de venta ocupan las calles de alrededor y ofrecen una variopinta muestra de productos, desde frutas y verduras hasta ropa y objetos de uso cotidiano. 

GettyImages-645471478. Geología a la vista

3 / 5

Geología a la vista

Quien quiera descubrir qué sostiene el fértil y pedregoso suelo del Algarve, la Ruta de la Geología se lo pone fácil. En el municipio de Monchique, el sendero de la Marmolete –de 6,3 kilómetros, en coche, bicicleta o a pie– y el de Foia –15,3 kilómetros, en bicicleta o a pie– circulan junto a formaciones rocosas, canteras y construcciones que ilustran la singularidad geológica de la zona. 

Estos itinerarios temáticos por la sierra de Monchique tienen como aliciente complementario la flora y la fauna. Sobre este territorio cubierto de aulaga, brezo blanco, alcornoque y castaños es habitual ver el vuelo del águila de Bonelli o perdicera, una especie protegida en toda la Península.

GettyImages-140514214. En bici por los bosques de Monchique

4 / 5

En bici por los bosques de Monchique

La denominada Ruta de los Árboles Monumentales permite, a su vez, dividirse en varios itinerarios de distinto interés y duración. Todos comienzan en la plaza São Sebastião de Monchique, rodeada de restaurantes tradicionales. Estas son las dos rutas más interesantes: El circuito de la Picota, de 27 kilómetros, se recomienda a ciclistas y excursionistas con experiencia, aunque también puede realizarse en coche por un carretera alternativa. El principal atractivo del recorrido son los bosques de alcornoques y robles, y las vistas desde la cumbre del Picota (790 m). El circuito de Foia, de 17 kilómetros, también ofrece vistas espléndidas, además de la floración de los rododendros en junio y julio y bosques de alcornoques. Esta última ruta puede realizarse a pie y en bicicleta.

Captura de pantalla 2017-08-30 a la(s) 1.43.44 PM. Desde la punta este hasta el extremo oeste

5 / 5

Desde la punta este hasta el extremo oeste

Con 300 kilómetros de longitud, el sendero de largo recorrido GR 13, más conocido como Vía Algarviana, surca de este a oeste el Algarve.

GettyImages-520601765

La Vía Algarviana

El sendero de largo recorrido GR 13, más conocido como Vía Algarviana, surca de este a oeste el Algarve, pero no por la costa sino por el interior, a través de sierras y pueblos que conservan su carácter rural. El itinerario tiene 300 kilómetros de longitud y está dividido en 14 tramos de entre 14 y 30 kilómetros cada uno.

Artículo relacionado

shutterstock 303304448

Viajes

El Algarve, la preciosa costa del sur de Portugal

Existe la opción de descubrir la Vía Algarviana a partir de itinerarios temáticos que muestran el paisaje, la historia y las tradiciones del Algarve de tierra adentro. A través de la ruta de los Contrabandistas, la del Agua, la de la Geología y la de los Árboles Monumentales, el viajero podrá detenerse a contemplar detalles culturales y naturales que las rutas por carretera suelen pasar por alto.

La web de la asociación Vía Algarviana describe, además, trayectos cortos a pie y en bicicleta para disfrutar más intensamente del viaje por el Algarve más desconocido.

Artículo relacionado

Playa de Matalascañas (Huelva)

Viajes

Las mejores playas de Andalucía

Compártelo