París

51 / 98

gtres

51 / 98

La Torre Eiffel

Para acceder al piso superior existen 8 ascensores. Sin embargo, para muchos visitantes, subir los 1.665 escalones con los que cuenta el monumento es todo un reto imposible de obviar.

gtres

52 / 98

Dos lugares emblemáticos de París

En la imagen podemos observar dos monumentos esenciales para cualquier viajero que visite París, la Torre Eiffel y la catedral de Notre Damme.

gtres

53 / 98

Vistas desde muchos puntos de la ciudad

La enorme torre diseñada por Eiffel se puede contemplar desde muchos puntos de París. Así de espectacular lo contemplan quienes se acercan al puente de Alejandro III, sobre el río Sena.

gtres

54 / 98

Torre Eiffel

La Torre Eiffel es el monumento más visitado del mundo con más de 7 millones de visitantes anuales.

Foto: Lloyd Morgan

55 / 98

París de noche

La última renovación del alumbrado de la torre se produjo en 2003. Para ello fue necesario el trabajo de 25 alpinistas durante 5 meses, y 20.000 bombillas - 5.000 por  cada frente- colocadas a mano, una a una.

gtres

56 / 98

La torre Eiffel

Cada noche la Torre Eiffel se viste con su alumbrado dorado y resplandece con sus destellos durante 5 minutos cada hora, mientras su faro ilumina París.

Foto: Gtres

57 / 98

La Torre Eiffel, París, 1937

Diseñada para durar sólo 20 años, la torre se salvó gracias a los experimentos científicos promovidos por Eiffel. En concreto sirvió para probar las primeras transmisiones radiográficas, funcionó como radio militar en 1903, desde ella se realizó la primera emisión de radio pública en 1925 y finalmente acabó sirviendo de banco de pruebas para la televisión.

gtres

58 / 98

La Torre Eiffel

Esta imagen de la Torre Eiffel se tomó durante la primera remodelación, en el año 1900, del primer piso de la estructura. Desde entonces el monumento ha sido renovado, restaurado y adaptado regularmente para poder acoger un público cada vez más numeroso.

gtres

59 / 98

La construcción de la Torre Eiffel

Foto histórica de la construcción de la Torre Eiffel tomada en Paris1887. Dos años más tarde se inauguraría este icónico monumento de Francia.

60 / 98

París, Francia

En 1886 van Gogh se instala en el barrio de Montmartre. De la mano de Theo, descubre los trabajos de los impresionistas con quienes entabla amistad. Esto le propicia una paleta de colores más luminosa en su obra y el descubrimiento de algunas de las constantes pictóricas de su obra. No perderse la visita al Museo d’Orsay con una magnífica selección de cuadros de Van Gogh.

61 / 98

París

La conocida internacionalmente como la ciudad del amor también nos ha regalado grandes historias. En Paris Je t´aime, los hermanos Coen, Isabel Coixet o Alfonso Cuarón nos mostraron diferentes comedias románticas desarrolladas en Montmartre, la emblemática Torre Eiffel o el cementerio Père-Lachaise. Amelie inspiró a los más soñadores y, aprovechando el tirón de la película, hoy hay una ruta donde se recorren sus principales escenarios. El río Sena también ha sido siempre uno de los protagonistas, sirviendo como telón de fondo del enamoramiento entre Audrey Hepburn y Cary Grant en Charada.  

62 / 98

En invernadero

Es la parte clave del final de la saga, una de las ubicaciones más importantes de Los Juegos del Hambre: Sinsajo. Para crear la escena se tuvieron que trasladar hasta París, más concretamente al palacio de Rambouillet, donde aprovecharon sus extensos jardines. Lo cierto es que, aunque el lugar es una pasada, bien podrían haber aprovechado el palacio de invierno de Madrid, muchísimo más chulo y sin tener que montar decorados. 

Foto: GTRES

63 / 98

La Sainte Chapelle

Aunque la visita a esta magnífica capilla gótica sale en todas las guías como imprescindible, a veces por la abrumadora cantidad de cosas por ver, acaba quedando en la recámara. ¡Pues no debería ser así! La Sainte Chapelle es una de las joyas de París, la visión de los más de 500 metros cuadrados de vitrales con la luz tamizada es conmovedora.

Foto: Gtres

64 / 98

Le Cafe des Deux Moulins

Un café con terraza para cinéfilos. Este local de Montmartre se utilizó para rodar la película Amélie (Jean-Pierre Jeunet, 2001), con Audrey Taotou. En un paseo por las calles de este barrio de artistas merece la pena detenerse en el lugar donde trabajaba Amélie Poulain.

Foto: Gtres

65 / 98

El mural del amor

El tópico dice que París es la ciudad de los enamorados. Para saber como decir “te quiero” en 300 lenguas y dialectos distintos hay que ir hasta el barrio de Montmartre, en la Place des Abbesses donde se halla un gran mural, el “Mur de "Je t'aime", dedicado a los artistas Frederic Baron y Claire Kito.

Foto: GTRES

66 / 98

Rue de Mouffetard

La calle más viva de París, un auténtico zoco en el centro de la ciudad y una de sus vías más antiguas. Numerosos restaurantes y cafés bordean el mercado que a diario llena esta estrecha calle adoquinada de vendedores de frutas y verduras, pescaderías, queserías y panaderías. Una delicia para el paladar y para la vista.

Foto: GTRES

67 / 98

Canal de Saint Martin

Aunque el paseo por las orillas del Sena es más que recomendable, existe otra opción menos manida que nos lleva a las afueras de París y que se convierte en una muy agradable sorpresa. Las aguas mansas del Canal de Saint Martin atraviesan zonas arboladas y están flanqueadas por un barrio joven y dinámico lleno de cafés con terracitas y pequeños restaurantes.

Foto: Gtres

68 / 98

Bois de Vincennes

Se puede dar un romántico paseo en su lago, deambular por sus senderos flanqueados por un tupido bosque, o dejar vagar la imaginación contemplando los jardines tropicales o el templo budista que hay en su interior. Una gran propuesta para pasar un día alejados del centro de París en este oasis verde.

Foto: Gtres

69 / 98

Barbés

Es uno de los barrios más de moda de la capital francesa, paraíso de bicicletas, con su mercado bajo las vías, restaurantes "bio" y tiendas cool. No perderse la Brasserie Barbés, ni el recién reinaugurado Cine Luxor que recoge la más pura herencia de la nouvelle vague.

Foto: Gtres

70 / 98

Marché des Enfants Rouges

Aunque el barrio de Marais, con la magnífica Place des Vosgues como epicentro, es una de las zonas más concurridas de París, existe otro Marais situado más al norte por donde pasear sin prisas entre edificios señoriales e históricos y pararse en uno de los mercados más recomendables de la ciudad, el colorista Marché des Enfants Rouges.

Foto: Gtres

71 / 98

Museo Cluny

Un solo museo en esta lista pero que merece ser visitado, por su interesantísima colección de objetos de la Edad Media  y por el bellísimo edificio en el que se encuentra, una mansión medieval situada junto a las ruinas de las termas galorromanas de Lutecia del siglo I.

Foto: GTRES

72 / 98

Cementerios de Montmartre y el de Pere Lachaise

Una visita a París debe incluir un paseo por el maravilloso cementerio de Montmarte, poblado de arces, tilos y castaños, donde están enterrados Stendhal o el bailarín ruso Nijinsky, entre otras muchas célebres personalidades. O por el de Pere Lachaise, tan grande que es como un gran parque y en cuyos mausoleos descansan Chopin, Isadora Duncan, Delacroix, Molière, Modigliani, Pissarro, Edith Piaff, Jim Morrison…la lista es casi interminable

Foto: GTRES

73 / 98

París

El puente de Marie –uno de los más antiguos de la capital francesa– une la Île de Saint Louis con la “rive droite” parisina y es uno de los puentes más románticos y generosos del mundo. Con solo pasar por debajo de sus arcos, el viajero se asegura suerte y si lo hace acompañado con su pareja, amor eterno. ¿Quién no va a volver a París si ve sus sueños cumplidos?

Gtres

74 / 98

Auvers-sur-Oise, Francia

Esta villa cercana a París fue el escenario de los últimos días de Van Gogh. Aquí pintó casi 80 cuadros en 70 días. Hoy es un museo al aire libre. En el cementerio de Auvers-sur-Oise pueden visitarse las tumbas de Vincent y su hermano Theo.

75 / 98

Paris

Cuando llega el verano las orillas del Sena se cierran al tráfico y sus muelles se llenan de tumbonas y sombrillas. Llega el «Paris Plages» que convierte el centro de la ciudad desde el 20 de julio al 18 de agosto en un centro de vacaciones total. Quinientas toneladas de arena se han colocado desde el Louvre al Pont de Sully para crear estos espacios veraniegos que se prodigan con actividades tan dispares como el tai-chi, el voleibol o clases de aquagym en una piscina. La última playa urbana que se ha incorporado a la oferta veraniega de París es la de Bassin de la Villette.

Foto: Gtres

76 / 98

Bois de Boulogne, París

En el límite oeste de París, el barón Haussman diseñó un parque al estilo inglés, casi tres veces más grande que el Central Park. Una de la secciones del parque, el Jardin d’Acclimatation, está dedicada a los niños e incluye un parque de diversiones, un teatro de marionetas y un museo de ciencias. Allí, fue inaugurada hace poco la espectacular sede de la Fundación Louis Vuitton, un centro artístico diseñado por el arquitecto Frank Gehry cuya silueta se asemeja a un velero de cristal.

Gtres

77 / 98

Torre Eiffel. París

Desde hace más de 125 años, esta gran torre de hierro de 330 metros de altura define el horizonte de la capital francesa. Lo que había de ser una construcción efímera para conmemorar el centenario de la Revolución Francesa, superó todas las expectativas y, tras la Exposición Universal de 1889, se instaló en la ciudad para quedarse. En la última gran restauración se le aplicó una buena mano de pintura, se reforzó la estructura y se renovó la impresionante iluminación que cada noche hace que refulge en el cielo de París. 

Torre Eiffel

Gtres

78 / 98

Museo del Louvre

Es uno de los museos más visitados del mundo, y razones para ello no le faltan. El impresionante edificio y la remodelación que se llevo a cabo hace ya más de una década siguen siendo un potente polo de atracción para turistas de todo el mundo. Tras deleitarse con su maravillosa arquitectura, entremos para disfrutar una vez más con la contemplación de los más grandes iconos de la Historia del Arte.

Gtres

79 / 98

Notre-Dame

Antes o después del recorrido por esta catedral de catedrales, de inspiración literaria, hay que subir a lo alto para obtener una panorámica inolvidable de la ciudad que se extiende a ambos lados del Sena y compartirla con las feroces gárgolas. 

Gtres

80 / 98

El Sena

En el batobus o en un crucero, el gran río es el alma de París y una de las mejores formas de conocer la ciudad es navegando por él. A ambas orillas van surgiendo sus más poderosas atracciones: la Ilê de Saint Louis y la de Ilê de la Cité con Notre Dame y la Conciergerie; el Pont Neuf; el Louvre, Les Tulleries, el Petit  y el Grand Palais; la torre Eiffel, el museo del Quay de Branly, el Orsay… tanto por ver! Tendremos que volver.

Gtres

81 / 98

Jardines de Luxemburgo

Tras gastar la suela de los zapatos por las grandes avenidas parisinas, nada mejor que un receso en este jardín romántico, bellamente moteado de parterres floridos. El palacio de Luxemburgo que hay en su interior alberga el Senado francés.

Gtres

82 / 98

Montmartre

De día o de noche, la visita al barrio bohemio de París se celebra a cualquier hora. La Place del Tertre, el Moulin de la Gallete, los pequeños restaurantes y para rematar la visita la subida al Sacré Coeur con sus magníficas  vistas sobre París. El Museé de Montmartre y el Espace Dalí son también muy recomendables. Y si te gusta el cine, que no te extrañe que te parezca haber estado allí antes. Decenas de películas se han rodado en esta preciosidad parisina hecha barrio.

Gtres

83 / 98

Sainte Chapelle

Cada visita a esta capilla gótica sorprende con nuevas perspectivas. Estrecha y altísima, rodeada de vidrieras exquisitas, se halla en el interior del Palacio de Justicia. Data del siglo XII.

84 / 98

Museo de Orsay

El hogar de los impresionistas siempre debe constar en la agenda de una escapada a París, aunque uno no sea amante de la pintura. El edificio de la antigua estación de Orsay, junto al Sena, también vale la visita. Monet, Van Gogh, Degas, Manet, Renoir nos esperan.

Gtres

85 / 98

La Dèfense

Aunque no es una visita turística, el recorrido por el barrio de negocios parisino ofrece una interesante panorámica de la arquitectura y el urbanismo contemporáneos.

Gtres

86 / 98

Place des Vosges

En el barrio de Marais, es una de las plazas con más encanto de París y la más antigua. En el centro acoge un pequeño jardín y a su alrededor un pasaje porticado lleno de tiendas de antigüedades y de moda, pastelerías riquísimas y restaurantes. En los hermosos edificios que la circundan vivieron personajes tan ilustres como Víctor Hugo, Alphonse Daudet y el cardenal Richelieu.

Gtres

87 / 98

Café de Flore

Un consejo para mitómanos, hacer una parada en el legendario café de Flore, en el boulevard Saint Germain, donde se reunían Apollinaire y André Breton, Picasso, Hemingway y Truman Capote y un largo etcétera de artistas del siglo XX.

Gtres

88 / 98

París

Cuando en el recuerdo todavía están frescas la imágenes de Los Miserables, es el momento de visitar el museo dedicado al gran Victor Hugo, Maison Victor Hugo, que muestra objetos personales y dibujos realizados por él mismo. El mundo de Marcel Proust también está presente en una visita a la capital francesa, en la que no hay que perder la oportunidad de visitar la librería histórica Shakespeare & Company. El París literario tiene una ruta bohemia por los cafés y escenarios que escritores como Ernest Hemingway, Jean-Paul Sartre o Truman Capote frecuentaron, como el Café de Flore. Y para los mitómanos, una visita al cementerio de Père-Lachaise, donde se hallan las sepulturas de insignes escritores como Balzac, Camus, Oscar Wilde y el mismo Proust. 

Gtres

89 / 98

París. Macarons

París. La cuidada presentación, el color y la estética son algunos de los atractivos de estos dulces de almendra que seducen por la vista y atrapan por su sabor. Para muchos, Ladurée es la mejor pastelería de París, abierta desde 1862 y famosa por ser la creadora de los ligeros macarons, ahora tan de moda en todo el mundo. Sus vistosos escaparates y su ubicación en plenos Champs Elysees, y, por supuesto, sus tentadoras propuestas, la han convertido en punto de peregrinación en la capital francesa. Aunque el origen de esta delicia es italiano, las pastelerías parisinas lo han convertido en una especialidad gala. Otros clásicos de París famosos por sus macarons son Pierre Hermé y la Pâtisserie des Rêves, con sucursales en diversos lugares del mundo.

Gtres

90 / 98

París

Solo el paseo por los Campos Elíseos con su árboles y edificios llenos de luz hace que merezca la pena la escapada a la capital francesa en este puente de diciembre. La ciudad está invadida por un halo mágico que lo llena todo de ambiente navideño. Pistas de patinaje, grandes norias y tiovivos, mercadillos, escaparates que lucen sus mejores galas, árboles de Navidad adornados por grandes diseñadores, entre otros muchos alicientes, llenan las calles principales de «capital de la luz».

GTRES

91 / 98

París

La capital francesa hace honor al tópico de ser la «Ciudad del Amor». Las muestras de amor intemporales son superlativas: los románticos viajes por el Sena brindando con champán, las cenas íntimas y los paseos bajo los árboles del los Campos Elíseos, y cómo no, dejar un candado como tributo de amor en las barandillas del puente des Arts.

EPV / Thierry Nava

92 / 98

Grandes Aguas Nocturnas

Un espectáculo con rayos láser, música y efectos especiales ameniza la visita a los jardines de Versalles y les confiere un aspecto distinto. 

JCNDiaye GEM

93 / 98

Estanque de Latona

Sometido a una profunda restauración, el estanque de la diosa del Sol, se estrena para ser contemplado en un entorno musical y luminoso espectacular.

JCNDiaye GEM

94 / 98

Fuentes Versallescas

En 1661, Luís XIV le encargó a André Le Nôtre la creación y el acondicionamiento de los jardines de Versalles. La ejecución tardó unos cuarenta años.

JCNDiaye GEM

95 / 98

Grandes Aguas Musicales

Los seres mitológicos son los protagonistas de las fuentes palaciegas que durante las Grandes Aguas Musicales escupen sus chorros de agua al compás de música barroca.

GTRES

96 / 98

PARÍS

HÔTEL DE VILLE

GTRES

97 / 98

PARÍS

ARCO DE TRIUNFO

FOTO: MICHEL EULER / AP PHOTO / GTRES

98 / 98

París

En Nochevieja los parisinos brindan con champán en los Campos Elíseos, la principal avenida de París, que se extiende desde el Arco del Triunfo hasta la plaza de la Concordia, en la que se ha instalado un árbol de Navidad de 35 metros de altura. La torre Eiffel tendrá un papel principal la última noche del año como base de un sensacional espectáculo pirotécnico. Otro de los enclaves más concurridos será la Basílica del Sacré Coeur, en lo alto de la colina de Montmartre, que ofrece una panorámica fantástica de la ciudad.