Tallin

1 / 17

Foto: Turismo Tallin

1 / 17

Tallin

El mercadillo navideño de Tallin no es especialmente famoso por su tamaño, pero sí por el encanto único que lo caracteriza. Está ubicado en plena Ciudad Vieja, una zona que todavía conserva el aspecto del periodo medieval. Este mercado se decora cada año como si de un cuento de hadas se tratara, con el emblemático Vana Toomas (Viejo Tomás) –un antiguo guerrero de la ciudad– situado en la cúspide de la torre del Ayuntamiento. También llaman la atención en la plaza del Ayuntamiento el frondoso árbol de Navidad que se instala en el mismo lugar en que dicen que los mercaderes de la cofradía de los Cabezas Negras colocaron el primer abeto navideño, en 1441. Las galletas de jengibre, las almendras especiadas y el vino caliente envuelven con su dulce aroma esta encantadora plaza medieval. Alrededor del imponente abeto se reparten los puestos de los artesanos locales que venden desde sombreros de fieltro y lana hasta pantuflas, utensilios de cocina realizados con madera de enebro, cestería, cerámica, vidrio y telas artesanales. Del 24 de noviembre al 5 de enero de 2019.

Gtres

2 / 17

Tallin

La medieval y amurallada capital de Estonia tiene varias atalayas a su alrededor que permiten hacerse una idea completa de la fisonomía de la ciudad antigua. Tejados cónicos de tejas naranjas, con cubiertas verdes de cinc, de pizarra, rojas... la muralla está punteada por robustas torres y en el centro emergen varias atalayas en forma de campanarios como el de la iglesia de San Olaf. Éste fue considerado desde 1549 hasta 1625 el edificio más alto del mundo con 159 metros de altura. Hoy día sólo alcanza los 123 metros.

SEAN PAVONE PHOTO / GETTY IMAGES

3 / 17

Tallin

Desde el mirador de Patkuli se divisa todo el casco medieval, rodeado por una muralla de 2 km que conserva 23 de las 46 torres originales.

JOSE FUSTE RAGA

4 / 17

Tallin

Cafés y talleres flanquean el pasaje de Santa Caterina, uno de los rincones más íntimos del casco viejo de la capital estonia.

BILDAGENTUR HUBER; G. SIMEONE / FOTOTECA 9 X 12

5 / 17

Toompea

La catedral ortodoxa de Alexander Nevsky y el Castillo son los atractivos de la colina que se eleva sobre la Ciudad Vieja de Tallin.

Mapa: BLAUSET

6 / 17

Qué no perderse

1 Vilnius. La Universidad, la iglesia de Santa Ana y los museos de historia y arte.  
2 Trakai. El pueblo por sus casas de madera y castillo del lago Galvé.
3 Riga. La Casa de los Cabezas Negras, los edificios modernistas y varios museos.
4 P. N. del Gauja. La visita del castillo de Turaida se suele combinar con un paseo en canoa por el río Gauja.
5 Tallin. Su muralla de 2 km y 23 torres, el pasaje de Santa Caterina y el Ayuntamiento.En la colina de Toompea se encuentran el castillo y las dos catedrales de la ciudad.

© TALLINN CITY TOURIST OFFICE & CONVENTION BUREAU / FOTO: ALLAN ALAJAAN

7 / 17

Tallin

Mercado de Navidad de Tallin, frente a la plaza del Ayuntamiento.

FABRIZIO TROIANI / AGE FOTOSTOCK

8 / 17

Un paseo intramuros

Los principales lugares para visitar en Tallin se sitúan dentro del barrio medieval de Vanalinn, declarado Patrimonio de la Humanidad en 1997. Recorrer sus callejuelas adoquinadas y sus escaleras sinuosas permite contemplar mansiones e iglesias medievales que hoy se erigen junto a infinidad de cafés, restaurantes y tiendas de artesanía.

ARISTIDIS VAFEIADAKIS / AGE FOTOSTOCK

9 / 17

Fachada de la catedral ortodoxa de Alexander Nevsky

WALTER BIBIKOW / AWL IMAGES

10 / 17

El campanario de San Olaf se eleva entre las torres del centro antiguo

LUCAS VALLECILLOS / AGE FOTOSTOCK

11 / 17

Callejón de Santa Caterina

ACI

12 / 17

Casa de la Hermandad de los Cabezas Negras

FRANZ MARC FREI / AGE FOTOSTOCK

13 / 17

Taberna Olde Hansa, en la calle VanaTurg

CHRISTIAN GOUPI / AGE FOTOSTOCK

14 / 17

Barrio Rotermanni

CHRISTIAN GOUPI / AGE FOTOSTOCK

15 / 17

Interior del Palacio Kadriorg

Mapa: BLAUSET

16 / 17

Paseo por el Tallin ineludible

1. Iglesia de San Olaf. Con su campanario de 124 m de alto –incluye un mirador–, es otro de los iconos del núcleo medieval.

2. Puerta Viru. Abierta en la muralla en el siglo XII, fue durante siglos el acceso a Vanalinn, el barrio antiguo de Tallin.

3. Alexandre Nevsky. La catedral de Tallin, de rito ortodoxo, fue construida en el siglo XIX, durante el periodo de dominio ruso.

4. Palacio Kadriorg. Rodeado por un parque, aloja el Museo de Arte Extranjero que exhibe pinturas de los siglos XVI al XIX.

KAY MAERITZ / AGE FOTOSTOCK

17 / 17

La moderna sede del Kumu-Museo de Arte, abierto en 2006