Teruel

1 / 22

Foto: AgeFotostock

1 / 22

Tamborrada de Calanda y provincia de Teruel

Los pueblos de la provincia de Teruel se llevan la parte más ruidosa de esta tradición. En gran parte de ellos se celebra la Semana Santa con potentes tamborradas. Tal vez la más famosa sea la de Calanda; pero se celebra también en pueblos como Híjar, Alcañiz, Alcorisa, Andorra o Urrea de Gaén. Cada localidad tiene su propio toque y los vecinos se visten con túnicas de diferentes colores. Pero todos comienzan a darle a la percusión a partir de las doce de la noche del Jueves Santo, con la señal de Romper la Hora. En Aragón, las fiestas de los pueblos que conforman la Ruta del Tambor y el Bombo están declaradas todas como de Interés Turístico Nacional.

Foto: AgeFotostock

2 / 22

Arquitectura mudéjar de Aragón

Teruel, Zaragoza, Calatayud, Cervera de la Cañada y Tobed son los lugares en los que encontramos las 10 representaciones del arte mudéjar de Aragón declarado Patrimonio de la Humanidad en los años 1986 y 2001. Este arte se caracteriza por sus ornamentos y data de entre los siglos XII y XVII.

Foto: AgeFotostock

3 / 22

Albarracín

Considerado por muchos como uno de los pueblos más bonitos no ya de Teruel, sino de España, el encanto de Albarracín reside en su ubicación: sobre la ladera de una montaña, rodeado por el río Guadalaviar. Enclave habitado desde la Edad del Hierro, de la actual Albarracín no hay que perderse sus murallas y torres medievales, que recorren toda la ladera de la montaña, el Alcázar, la Catedral del Salvador, ni el Palacio Episcopal o la Casa Consistorial. Su conjunto histórico fue declarado Bien de Interés Cultural en 1985.

Foto: AgeFotostock

4 / 22

Calaceite

Perteneciente a la comarca de Matarraña, Calaceite se caracteriza por sus cuestas y calles adoquinadas, en las que destacan las casas solariegas construidas en piedra y decoradas con forja. Esta localidad es la puerta a Cataluña desde Aragón y su conjunto histórico es Bien de Interés Cultural desde 1973. Su plaza mayor, las capillas-portales o la bassa -o balsa- son algunos imprescindibles de este pequeño municipio en cuyas afueras, además, se pueden visitar los poblados ibéricos de San Antonio, Tossal Redó o Els Castellans.

Foto: AgeFotostock

5 / 22

Valderrobres

La capital de la comarca de Matarraña está cruzada por el río homónimo. Valderrobres se sitúa sobre una colina, a los pies del río, y en su término municipal abundan los yacimientos arqueológicos, pues esta zona ha estado habitada desde tiempos inmemoriales. Su casco antiguo, al que se accede a través de un bello puente medieval que formó parte de las murallas de la localidad, está plagado de lugares de interés. Entre ellos destacan el Castillo – Palacio, la iglesia de Santa María la Mayor (gran ejemplo de gótico levantino), su Ayuntamiento o la Casa de los Moles.

Foto: AgeFotostock

6 / 22

Rubielos de Mora

Sobre una planicie a casi 1000 metros de altura, Rubielos de Mora cuenta con un Conjunto Histórico Artístico donde destacan su casas solariegas y pequeños palacios de nobles, así como la Excolegiata de Santa María la Mayor o su Casa Consistorial. Además, el municipio cuenta con varias ermitas del siglo XV que son una delicia. De este siglo también datan los conventos de Agustinas y el de las Carmelitas Descalzas, ambos en piedra y con un bello claustro.

Foto: AgeFotostock

7 / 22

Puertomingalvo

La belleza de esta localidad, ubicada en pleno Parque Cultural del Maestrazgo, se esconde entre sus estrechas calles adoquinadas. Con una historia que se remonta a los íberos, entre sus monumentos destacan su Castillo, el Portal Alto o de San Antón, así como el Hospicio de Poma, del siglo XV, y el Ayuntamiento. Las ermitas de San Bernabé y de San Bárbara también merecen una visita.

8 / 22

Tierra de templarios entre Castellón y Teruel

Cerros recortados por un viento y un paisaje que se va transformando en pliegues, así es la comarca del Maestrazgo, un territorio recogido que discurre por el Levante entre las provincias de Castellón y Teruel, cuyo nombre procede de los grandes maestres de las órdenes medievales. Este fue espacio de aventuras de los Templarios alcanza una belleza sin igual durante la temporada otoñal. Aquí te contamos qué hacer en una ruta por el Maestrazgo.

Foto: Gtres

9 / 22

Los amantes de Teruel

Teruel, en el sur de Aragón, recuerda cada año a sus vecinos más famosos, Isabel de Segura y Juan Martínez de Marcilla, los amantes de Teruel, con una fiesta medieval, cuyo escenario es la estupenda arquitectura mudéjar de la ciudad. La leyenda cuenta que los jóvenes se enamoraron; pero, el padre de ella no reconoció el amor porque el joven era pobre. Se fue a la guerra contra los moros prometiendo que volvería en cinco años con una gran fortuna. El joven tardó más en volver; tiempo en el que ella creyó que su amor había muerto en el campo de batalla, por lo que acabó cumpliendo con los deseos de su padre y se casó con un rico comerciante. Al poco de esa boda, apareció el joven y fue a su encuentro: “Bésame, que me muero”, le pidió; pero ella se negó por respeto a su matrimonio. El joven murió de pena. Poco después, ella murió también por haber perdido su amor. 

10 / 22

Grullas

La grulla común es un animal de gran envergadura –más de 2 metros con las alas extendidas– caracterizada por la longitud del cuello y de las patas. Este tipo de aves tienen una dieta basada en una gran variedad de vegetales como raíces, semillas, tubérculos y frutos y en ocasiones también se alimentan de insectos o peces pequeños, lombrices o arañas. Son aves migratorias por lo cual su presencia en la laguna de Gallocanta dependerá del momento del año en que se visite. Las mejores épocas son de octubre-noviembre a febrero, cuando llegan para invernar, y desde febrero hasta marzo, cuando pasan por la laguna y continúan su viaje hacia el sur.  

11 / 22

Laguna de Gallocanta, Teruel

Cuando la niebla matutina se levanta, las miles de grullas que duermen en la laguna de Gallocanta alzan el vuelo en bandadas bajo la atenta mirada de cientos de aficionados a la ornitología. Gallocanta es un lugar de paso e invernación para esta ave que llega del norte de Europa en octubre rumbo a África, y que regresa en febrero en su camino de vuelta. 

12 / 22

Rutas guiadas

El Geoparque del Maestrazgo, en Molinos (Teruel), organiza itinerarios por zonas de gran interés geológico y paleontológico.

13 / 22

Cantavieja, Teruel

Este pueblo medieval es conocido por sus increíbles vistas a la Muela Monchen, La Vega de San Antonio o La Tarayuela. Lo que más destaca de su casco antiguo es su plaza portificada dedicada a Cristo Rey y donde se encuentra su iglesia y el ayuntamiento. 

14 / 22

Valderrobres, Teruel

Situado de forma escalonada en la falda de una ladera por encima del río Matarraña,  este pueblo cuenta con uno de los patrimonios más ricos de la zona. Lo más destacable son sus ermitas de la época medieval, la iglesia de Santa María la Mayor o la cueva de Mas de Juanos.

AdelosRM

15 / 22

Rubielos de Mora, Teruel

Este pueblo, denominado como el Pórtico de Aragón, está situado en el Camino del Cid, sobre un altiplano. Antiguamente esta villa estaba rodeada de una muralla que contenía siete puertas, hoy aún se conservan dos de ellas del siglo XIV.

16 / 22

Albarracín, Teruel

Situado a 1182 metros de altitud, este pueblo ha sido galardonado con la Medalla de Oro al mérito en las Bellas Artes. Su casco antiguo se encuentra en la falda de una montaña y está rodeado por el río Guadalaviar, donde se encuentran sus populares casas colgadas. 

17 / 22

Puertomingalvo, Teruel

Situado en un entorno natural inmejorable, Puertomingalvo es el resultado de diferentes culturas como la romana o la musulmana. Su elemento más significativo es su castillo, una de las fortificaciones mejor conservados de la zona que actualmente sirve como mirador del pueblo. 

18 / 22

Calaceite, Teruel

Situado en la comarca de Matarraña, su casco antiguo fue declarado conjunto histórico-artístico en 1973. Algunos de sus monumentos más visitados son su plaza Mayor, la font de Vila, la iglesia de la Asunción y los poblados ibéricos de sus alrededores. 

19 / 22

Teruel

Esta ciudad aragonesa siempre ha tenido la fama de ser una de las más románticas de España por la historia de amor entre Isabel de Segura y Juan Martínez de Marcilla, los protagonistas de la famosa historia de Los amantes de Teruel. Hoy, ambos descansan en la iglesia de San Pedro. Un paseo por el casco antiguo de la ciudad y una visita a su catedral harán que nosotros también nos enamoremos.  

Foto: MATARRANYA TURISMO

20 / 22

El Parrizal y el río Matarraña

Pozas de agua cristalina, pasarelas sobre el río, altísimos farallones rocosos… la excursión desde la población de Beceite por el río Matarraña se convierte en una aventura inolvidable. En unos pocos kilómetros se disfruta de un paisaje excepcional, lleno de retos y, al final, la ruta sorprende con un cañón que alcanza una anchura de 1.5 metros y paredes de 60 metros de alto. A la vuelta conviene detenerse en Beceite, la entrada natural al Parque Natural dels Ports, pasear por sus calles estrechas y abigarradas y visitar los que fueron impornates molinos papeleros, cuyo origen se remonta al siglo XIII.

Gtres

21 / 22

Laguna de Gallocanta

La Laguna de Gallocanta se halla en medio del Sistema Ibérico, a 1.000 metros sobre el nivel del mar, entre las provincias de Zaragoza y Teruel. Es el principal lago salino de Europa occidental y un importante refugio para las aves. Su punto fuerte es la observación de la grulla común, pues Gallocanta es el lugar de paso predilecto en su ruta migratoria desde las zonas de cría en el norte y centro de Europa hacia el sur. Se pueden avistar en grandes cantidades desde octubre hasta principios de marzo.

 

 

 

 

turismo.teruel.es

22 / 22

Los amantes de Teruel

La ciudad de los amantes más famosos de España recibe cada año miles de visitantes atraídos por su famoso mausoleo. La leyenda de los amantes de Teruel cuenta como la historia de dos jóvenes, Isabel de Segura y Juan Martínez de Marcill, que, como Romeo y Julieta, el amor imposible les conduce a una muerte temprana. A modo de homenaje, la ciudad se viste cada año el fin de semana más cercano a San Valentín con atuendos medievales para celebrar con la representación de Bodas de Isabel de Segura el amor de la famosa pareja. Hoy puede visitarse su sepultura, con unas magníficas esculturas de Juan de Ávalos, en el mausoleo adosado a la iglesia de San Pedro. La visita a Teruel también debe tener en cuenta el valioso conjunto arquitectónico mudéjar, declarado Patrimonio de la Humanidad.