Que tiemble Central Park

Abre en Nueva York la pista de patinaje con mejores vistas de la ciudad

Se encuentra en el hotel The William Vale y, como casi todo en Brooklyn, su 'mojo' está en las panorámicas.

Es inevitable asociar las piruetas, saltos y planes bajo cero en Nueva York con la icónica pista de hielo de Central Park. Sin embargo, desde este invierno, este emblema tiene un sólido rival. Se trata de Vale Rink y promete triunfar con su mezcla insuperable de vistazas y chocolate caliente. 

Vale Rink

Foto: The William Vale

Vale Rink

The William Vale forma parte del ecosistema creativo y sofisticado que, desde hace un lustro, ha transformado Williamsburg en uno de los barrios más inquietos e indispensables de Brooklyn. Su apuesta es clara: diseño sofisticado, eventos culturales y gastronomía para todos. Una combinación ganadora que, en este caso, tiene un elemento extra: las vistas sobre Manhattan. De hecho, su terraza The Westlight es una de las más codiciadas de la ciudad por ubicarse en el piso 22 del edificio y por maridad gastronomía ligera con atardeceres arrebatadores. Asimismo, su piscina, sin estar en lo más alto del complejo, también cuenta con el aliciente de sobrevolar, con la vista, los techos carismáticos de este vecindario.

Vale Rink

Una carpa con dulces y chocolate calentito. 

Foto: The William Vale

A todos estos alicientes le suma, desde estas fechas, una pista de hielo instalada en su azotea, en el piso 23. Una instalación que es mucho más que una superficie deslizante, es una oportunidad de contemplar el skyline de la Gran Manzana sin quitarse los patines y sin renunciar a uno de los planes imprescindibles del invierno neoyorquino. Eso sí, para evitar la masificación, los precios de acceso ascienden es de 20$ para los adultos y de 12$ para niños.

Aunque el atardecer es la hora mágica para disfrutar de esta experiencia, otra de las novedades del Vale Rink es su horario, ya que los viernes y sábados la pista está abierta hasta medianoche. De ahí que no solo se haya instalado una pista de patinaje, también una carpa donde se sirven tazas de chocolate caliente con dulces variados.

Compártelo