Intangibles y (muy) importantes

Ya hay nuevos Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

La Unesco da a conocer 29 patrimonios que pueden ser una forma sorprendente de conocer los destinos al viajar.

Decenas de costumbres, festividades y prácticas se suman al listado de Patrimonio Cultural Inmaterial, uniéndose así al tango argentino, al reggae jamaiquino y a la elaboración de pizza napolitana. Este 2020, la UNESCO se ha centrado en premiar casos transnacionales que atestiguan la capacidad del patrimonio inmaterial para reunir a los pueblos y promover la cooperación internacional.

Un total de 29 sujetos han entrado a formar parte de la lista representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial, incluyendo por primera vez a Finlandia, Malta, Paraguay y Singapur entre los 131 países que forman parte de ella

Algunas de estas nuevas incorporaciones resultan especialmente interesantes para el viajero, ya que incluyen tradiciones culinarias o artesanales que consiguen conectar al turista con la comunidad local, entre las que se encuentran:

 

1 / 10
Hawker Singapur. La cultura de los hawkers en Singapur: prácticas culinarias y comidas en común en un contexto urbano multicultural

Foto: Shutterstock

1 / 10

El 'hawker food' de Singapur

Presentes por doquier en todo Singapur, los hawkers sirven platos a la vez que acogen a personas de orígenes diversos que acuden allí a comer, a jugar al ajedrez, a observar cómo otros pintan o a escuchar música. En un origen fueron solamente puestos ambulantes de comida, pero hoy se han convertido en todo un símbolo de la idiosincrasia multicultural de la ciudad-Estado de Singapur.

Además, muchos de ellos se han especializado en determinadas prácticas culinarias que han ido perfeccionando a lo largo de los años y que transmiten a los miembros más jóvenes de sus familias o bien a aprendices. Bajo el título 'La cultura de los hawkers en Singapur: prácticas culinarias y comidas en común en un contexto urbano multicultural', la Unesco ha reconocido todo el esfuerzo que durante generaciones ha creado una nueva identidad y cultura culinaria. En esta ciudad asiática, los puestos de comida se han convertido en interesantes restaurantes comunitarios donde conectar con las tradiciones.

Conocimientos, prácticas y tradiciones vinculadas a la preparación y el consumo del cuscús

Foto: iStock

2 / 10

El consumo del cuscús en el norte de África

Desde las modalidades de producción y elaboración, hasta su consumo, pasando por los utensilios necesarios para su elaboración, todo el proceso ha servido a la Unesco para incluir a este plato típico de Argelia, Marruecos, Mauritania y Túnez a su listado bajo el nombre 'Conocimientos, prácticas y tradiciones vinculadas a la preparación y el consumo del cuscús'.

Acompañado por vegetales y carnes que difieren en función de la región, la estación del año y las circunstancias de su consumo, este plato encarna toda una serie de simbolismos, significados y aspectos socioculturales ligados a valores como la solidaridad, la amistad y la convivencia, así como a la práctica social de organizar comidas familiares o comunitarias.

La cultura de la sauna en Finlandia

Foto: iStock

3 / 10

La cultura de la sauna en Finlandia

Desde sus orígenes, la sauna se consideraba un lugar sagrado, un verdadero “templo de la naturaleza”. Y no es de extrañar, ya que esta práctica cultural transciende el mero acto de lavarse el cuerpo, pues se considera que también limpia la mente.

La cultura de la sauna es una práctica tradicional indisociable de la vida de la mayoría de la población de Finlandia, que se desarrolla tanto en espacios públicos como privados y que se suele transmitir de generación en generación en el seno de las familias. Es, por lo tanto, una práctica en la que no existe una jerarquía establecida entre las modalidades y usos de las diferentes variedades de saunas.

 

“Al Sadu”, tejido tradicional

Foto: iStock

4 / 10

“Al Sadu”, el tejido tradicional de Arabia Saudita y Kuwait

Más que objetos funcionales, estas piezas tejidas actúan como vectores de una tradición cultural profundamente arraigada gracias a la herencia de conocimiento que las maestras tejedoras, que suelen ser las beduinas de mayor edad, han dejado para las futuras generaciones. De hecho, son las mujeres beduinas las que practican el arte tradicional de tejer llamado al sadu, vocablo que en árabe significa “tejido horizontal”.

Ejecutadas en un telar colocado en el suelo y con fibras naturales recolectadas sobre el terreno por las propias tejedoras, las piezas tupidas y resistentes fabricadas con esta práctica tradicional se obtienen trabajando con una urdimbre bien apretada. Además, los motivos de este tejido típicamente beduino reflejan con sencillez y pureza el medio ambiente del desierto. 

Los Caballos del Vino

Foto: iStock

5 / 10

La fiesta Los Caballos del Vino en España

Cada año, entre el 1 y 3 de mayo, la localidad murciana de Caravaca de la Cruz celebra una fiesta ecuestre en la que los caballos se visten de gala con capas bordadas de seda y oro y desfilan en cortejos por las calles.

La ceremonia, junto a una carrera que sube hasta el castillo de la ciudad, es el súmmum de toda una historia ligada a la  viticultura y la cría caballar, dos actividades indisociables de la economía y la cultura de la región de Caravaca. Así, la fiesta Los Caballos del Vino valoriza la camaradería y la solidaridad al conferir a sus participantes el sentimiento de pertenencia a un grupo socialmente cohesionado.

Perlas de cristal en Francia e Italia

Foto: iStock

6 / 10

Perlas de cristal en Francia e Italia

La isla de Murano se llevaría el primer premio en un concurso sobre destinos famosos por su tradición de fabricar vidrio, pero no es la única en Italia, donde se practican dos técnicas distintas para obtener las perlas a lume, fabricadas con soplete, y las perlas da canna, realizadas con una varilla hueca. Tampoco en Francia, país en el que las perlas vaciadas se suelen fabricar trabajándolas con ayuda de un mandril o soplando en una varilla hueca. 

Y es que el arte de fabricar perlas de vidrio requiere poseer conocimientos especializados y dominar el manejo de un elemento, el fuego, y una materia, el vidrio. Esta técnica artesanal abarca una serie de prácticas compartidas en común, de procedimientos y usos de instrumentos tradicionales muy específicos, y de fases de fabricación diferentes. Las cuentas y perlas de vidrio se suelen regalar con motivo de la celebración de determinados eventos familiares y sociales, convirtiendo este elemento del patrimonio cultural inmaterial en un vector de cohesión social y de valorización de la destreza manual y la producción artesanal.

El arte culinario del pan en Malta

Foto: iStock

7 / 10

El arte culinario del pan en Malta

Conocido como Il-Ftira y elaborado exclusivamente a mano por maestros panaderos, este pan agrio de forma plana y corteza espesa se caracteriza por la textura liviana de su miga debida a la presencia de anchos alvéolos que la airean. Una vez partido por la mitad, el pan se rellena con ingredientes típicamente mediterráneos como aceite de oliva, tomate, atún, alcaparras y aceitunas. Ese puede variar en función de la estación del año o de la inventiva culinaria de sus consumidores.

El consumo del ftira relleno como bocadillo es una práctica común de los malteses que les confiere un sentimiento de identidad propia. Los maestros panaderos transmiten los conocimientos y prácticas de este elemento a sus aprendices con métodos basados en la observación y la práctica. 

Tereré

Foto: iStock

8 / 10

El tereré como bebida ancestral guaraní en Paraguay

El tereré se prepara tradicionalmente en una jarra o un termo mezclando agua fría con el pohã ñana, una hierba medicinal previamente machacada en un mortero. Después, se sirve en un recipiente con mate y se absorbe con una bombilla de caña o metálica.

La preparación del tereré es un ritual íntimo regido por una serie de códigos preestablecidos, mientras que los beneficios para la salud del pohã ñana se conocen gracias a que la sabiduría popular los ha venido transmitiendo de generación en generación. Esta práctica cultural fomenta la cohesión social y contribuye a sensibilizar sobre la importancia que tiene el legado guaraní tanto en el plano cultural como en el botánico.

El tejido manual sa’eed en el Alto Egipto

Foto: iStock

9 / 10

El tejido manual sa’eed en el Alto Egipto

Fabricar el telar, hilar y tejer y rematar el producto son tres fases que abarcan distintas técnicas de confeccionado basadas en las técnicas de antaño. Sin embargo, los tejedores que usaban hilo de seda lo han ido reemplazando paulatinamente por hilo de algodón para aumentar la rentabilidad y, además, han sustituido los antiguos telares estrechos por otros más anchos. 

El tejido manual del Alto Egipto denominado sa’eed es una práctica tradicional compleja que requiere mucho tiempo, esfuerzo, paciencia y experiencia, así como un vector de identidad que enorgullece a las comunidades interesadas. En la actualidad, se encuentra en peligro por diversos factores y, por ello, se ha incorporado a la lista del patrimonio inmaterial que requiere medidas urgentes de salvaguardia junto a:

  1. Conocimientos y técnicas tradicionales asociadas con el Barniz de Pasto Mopa-Mopa en Putumayo y Nariño (Colombia)
  2. Conocimientos y prácticas de la música ancestral “Aixan /gâna/ob #ans tsî //khasigu” (Namibia).
La yola de Martinica

Foto: iStock

10 / 10

La yola de Martinica, desde su construcción hasta el arte de navegar

Esta barca ligera, rápida y de poco calado puede navegar con una o dos velas adaptándose así a la navegación costera. Construida desde hace siglos, la yola de la isla de Martinica es una prueba manifiesta de la importancia que han tenido y tienen las embarcaciones tradicionales en la región caribeña.

Ante el peligro de que desaparecieran estas embarcaciones, surgió un movimiento espontáneo para salvaguardarlas ya que son testigos de la historia y la sociedad isleñas. Su objetivo es preservar los conocimientos teóricos y prácticos de los carpinteros de ribera; transmitir el arte de navegar en yola; estrechar los lazos entre los practicantes del elemento y la comunidad local; y crear una federación que sea capaz de organizar eventos importantes.

Junto a la yola, entran al registro de buenas prácticas de salvaguardia la caravana polifónica:

  1. Investigación, salvaguardia y promoción del canto polifónico del Épiro (Grecia)
  2. Las técnicas artesanales y prácticas consuetudinarias de los talleres de catedrales o Bauhütten: conocimientos teóricos y prácticos, su transmisión y elaboración, e innovaciones (Alemania, Austria, Francia, Noruega y Suiza).

Pan

El resto de prácticas incorporadas al Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad este 2020 son:

  • “Yeondeunghoe”, fiesta del alumbrado de faroles en la República de Corea
  • La fabricación de cerámica con torno manual en la aldea de Zlakussa en Serbia
  • El arte de la relojería mecánica y la mecánica artística en Suecia y Francia
  • La charfiya, técnica tradicional de pesca de las Islas Kerkennah en Túnez
  • “Al Aflaj ”, sistema de irrigación tradicional en los Emirates Árabes Unidos
  • La carrera de dromedarios, práctica social y patrimonio cultural festivo en los Emiratos Árabes Unidos y Omán
  • La danza budima en Zambia; el chamamé en Argentina
  • “Nar Bayrami”, festejo tradicional de exaltación del cultivo y la cultura de la granada en Azerbaiyán
  • El arte de la miniatura en Azerbaiyán, Irán, Turquía y Uzbekistán
  • La tradicional competición de siega de la hierba en Kupres (Bosnia y Herzegovina)
  • La práctica del taijiquan en China
  • “Ong Chun/Wangchuan/Wangkang”, ceremonia con ritos y prácticas culturales para mantener la armonía entre el hombre y el mar (China y Malasia)
  • Fabricación artesanal de perlas de vidrio soplado para la decoración de árboles de Navidad (Chequia)
  • El arte musical de los trompistas, una técnica instrumental vinculada al canto, el control del aliento, el vibrato, la resonancia espacial y la camaradería (Francia, Bélgica, Luxemburgo e Italia)
  • El pantun en Indonesia y Malasia
  • La peregrinación al monasterio del apóstol San Tadeo en Irán y Armenia
  • Competencias, técnicas y conocimientos tradicionales vinculados a la conservación y transmisión de la arquitectura de madera en Japón
  • “Togyzqumalaq”, “Toguz Korgool”, “Mangala/Göçürme”, juego tradicional de inteligencia y estrategia (Kazajstán, Kirguistán y Turquía)
  • El arte de fabricar y tocar la mbira o sanza, instrumento de teclas metálicas tradicional en Malawi y Zimbabwe
  • Apicultura tradicional en los árboles (Polonia y Belarús)

Compártelo