Promocionado por Región de Murcia

La Costa Cálida es sinónimo de felicidad

Playas de ensueño, gastronomía y deportes acuáticos que despiertan una sonrisa infinita.

Para encontrar el paraíso no hace falta ir muy lejos. Basta con elegir la Costa Cálida en la Región de Murcia como próximo destino para disfrutar de temperaturas suaves durante todo el año, del sol, de playas paradisíacas y de impresionantes puertos, calas y acantilados. Si se acompaña todo esto con una gastronomía de lujo que combina a la perfección tradición y vanguardia se entiende por qué esta es la Región de los 1.001 Sabores. En definitiva, exprimir cada segundo en la Región de Murcia significa vivir experiencias inolvidables y coleccionar momentos felices.

1 / 8
Mares para elegir

Foto: iStock

1 / 8

Mares para elegir

Los apasionados del mar están de suerte. En la Costa Cálida podrán escoger entre dos: el Mar Menor y el Mediterráneo. Los amantes de los deportes marinos encontrarán en la Costa Cálida uno de los mejores lugares del mundo para practicar toda clase de actividades náuticas en los numerosos clubes, puertos y escuelas deportivas que hay en la zona. También se puede disfrutar de unos días de relax con inspiradores paseos por la arena y el sonido del romper de las olas como banda sonora. ¡Cuestión de elegir!

De Menor solo tiene el nombre

Foto: Instituto de Turismo de la Región de Murcia

2 / 8

De Menor solo tiene el nombre

A pesar de su nombre, el Mar Menor es mucho más grande de lo que puede parecer. Es infinito, como infinitos son los planes que el visitante podrá llevar a cabo en él. Lo mejor: dejarse sorprender por sus rincones escondidos, sus noches interminables y la amplia oferta de actividades náuticas que se pueden encontrar en sus 170 kilómetros cuadrados de aguas cálidas, calmadas y poco profundas.

Mucho más que sol y playa

Foto: Instituto de Turismo de la Región de Murcia

3 / 8

Mucho más que sol y playa

El Mar Menor reúne unas condiciones inmejorables para la práctica de deportes como piragüismo, vela, windsurf o kitesurf. Las escuelas e instalaciones pertenecientes a la Estación Náutica - Mar Menor Cabo de Palos ponen muchas facilidades para que, tanto el principiante como el experto, pueda practicar todas estas actividades y muchos otros deportes acuáticos.

Tesoros marinos

Foto: Instituto de Turismo de la Región de Murcia

4 / 8

Tesoros marinos

La Costa Cálida es el destino ideal para sumergirse en un auténtico paraíso marino. Las playas y calas del Parque Regional de Calblanque o las lenguas de arena blanca de La Manga son rincones de ensueño donde disfrutar de sus prístinas y cálidas aguas. Por otro lado, las reservas marinas protegidas de Cabo de Palos e Islas Hormigas y Cabo Tiñoso, Águilas y Mazarrón consiguen superar todas las expectativas.

Buceando entre barcos de otras épocas

Foto: Instituto de Turismo de la Región de Murcia

5 / 8

Buceando entre barcos de otras épocas

En los fondos marinos de Cabo de Palos se observa la mayor concentración de pecios históricos del Mediterráneo. Además, tanto los no iniciados como los más experimentados en la práctica de buceo podrán sentirse como pez en el agua si visitan cualquiera de los 17 centros de  buceo oficiales de los que dispone la Costa Cálida.

Lodos para la piel

Foto: iStock

6 / 8

Lodos para la piel

Cuando el plan es relajarse, recibir un baño de salud y desconectar, lo mejor es visitar los centros de talasoterapia de la Región de Murcia. En ellos, se tratan algunas dolencias por medio del agua del mar. En este sentido, las condiciones únicas del Mar Menor, con un alto porcentaje de horas de sol al año y una elevada salinidad, han hecho que se hayan ido depositando lodos muy apropiados para tratamientos terapéuticos.

Masaje-en-el-Hotel-Don-Juan-Águilas-Instituto-de-Turismo. Paraíso del Wellness

Foto: Instituto de Turismo de la Región de Murcia

7 / 8

Paraíso del Wellness

Los balnearios de la Costa Cálida cuentan con modernas instalaciones, piscinas de aguas termales, instalaciones deportivas y servicio médico exclusivo en el que mimar cuerpo y mente.

Con sabor a sal

Foto: iStock

8 / 8

Con sabor a sal

Sin duda, la visita a la Costa Cálida es un gusto para el paladar. El plato por excelencia del Mar Menor es el caldero, un guiso genuinamente marinero elaborado a base de arroz y buen pescado con un ingrediente secreto: las ñoras. De aperitivo nada mejor que los salazones como la hueva o la mojama, o los riquísimos langostinos del Mar Menor.  Para el postre, el pastel de cierva, un contraste entre dulce y salado que cautivará al comensal, o para los muy golosos, el Tocino de Cielo. Y por supuesto, hay que probar el café asiático, una mezcla de café, leche condensada, brandi y Licor 43, con un toque de canela y corteza de limón. La Costa Cálida también conquista por el estómago.

Buceando entre barcos de otras épocas

La Costa Cálida es sinónimo de felicidad

Seguir Viajando

Compártelo