La capital de las cúpulas doradas

Esta ciudad de la antigua Unión Soviética dividida por el río Dniéper conforma una panorámica dominada por estas construcciones arquitectónicas.

Kiev

Foto: iStock

Kiev

Repartida a ambas orillas del río Dniéper, esta ciudad que fue en otra época uno de los puntos neurálgicos de la Unión Soviética, guarda muchos lugares que dan fe de ello: el Museo de la Gran Guerra Patriótica, la Estatua de la Madre Patria o el Museo de la Segunda Guerra Mundial. Kiev también es famosa por tener varios edificios emblemáticos cuya arquitectura ofrece una panorámica de cúpulas doradas que la hacen característica. El Monasterio de San Miguel de las Cúpulas Doradas en el que se encuentra la Catedral de Mikhailovsky, la Iglesia de Saint Andrews y la Catedral de Santa Sofía, Patrimonio de la Humanidad, al igual que el Monasterio de las Cuevas, son los edificios religiosos que presentan esta característica.

Más ubicaciones exactas.