La casa del amor no mide más que 20 metros cuadrados

En 2015, el arquitecto japonés Takeshi Hosaka decidió diseñar la casa del amor, un espacio de 18 metros cuadrados donde convive con su mujer.

Takeshi Hosaka

Foto: Takeshi Hosaka

Takeshi Hosaka

Lo lógico hubiera sido que Takeshi Hosaka, un reconocido arquitecto japonés, hubiera diseñado una casa grande, amplia, sin limitaciones. En 2015, él y su esposa se mudaron a Tokio porque su residencia de entonces estaba muy lejos de la universidad donde impartía clases de arquitectura. Pero la realidad es muy distinta a la que uno pudiera imaginar. La pareja vive en la “casa del amor”, como la ha bautizado Takeshi, una casa construida en un espacio de 32 metros cuadrados, de los cuales solo 18 son edificables.

La decisión surgió mientras su mujer leía un libro sobre el imperio Edo. Uno de los capítulos narraba la historia de cuatro personas que vivían en una casa de menos de 10 metros cuadrados llamada Nagaya. Entonces, Takeshi comenzó a recordar otros ejemplos de grandes arquitectos como la cabaña de madera, de Le Corbusier (17 m2), o la Casa Hyazinth, de Tachihara Michizo (15 m2). ¿Por qué no seguir el mismo camino? Así pues se puso manos a la obra y hoy su pequeña casa se ha convertido en un enclave casi turístico. Eso sí, pese a sus dimensiones, no le falta detalle. Inspirada en las construcciones nórdicas, dos cubiertas angulares filtran los rayos del sol iluminando toda la estancia. Las paredes, más allá de cumplir con la función que todo el mundo espera, también hacen de muebles. Todo está medido al detalle y es que en una casa tan pequeña el amor, para bien o para mal, está destinado a manifestarse.

Más ubicaciones exactas.

Compártelo