Una central eléctrica con mucho arte

Frente a St Paul's Cathedral, la Tate Modern se ha convertido en uno de los atractivos principales de Londres.

Tate Modern

Foto: iStock

Tate Modern

Justo al lado al río Támesis y el Puente del Millenium se erige uno de los museos de arte contemporáneo más importantes del mundo: la Tate Modern. Sin embargo, su estructura no es minimalista ni sigue ninguna corriente arquitectónica moderna. Todo lo contrario. Es una antigua central eléctrica que conserva su estructura de ladrillos y la chimenea, que forma parte del skyline londinense. También en su interior conserva la sala de las turbinas, el hall principal del recinto actual. En uno de los extremos, los arquitectos Herzog & De Meuron ampliaron el museo con una nueva Switch House, construida con 70.000 ladrillos que se mimetizan con el resto para conformar una única estructura. En su interior, permanecen la sala de las calderas y los tanques originales. Desde el año 2000, toda la estructura se ha llenado de arte contemporáneo hasta convertirse en una de las principales atracciones de Londres, que forma parte del conjunto de museos Tate junto a la Tate Britain, Tate Lierpool y Tate St Ives.

Más ubicaciones exactas.

Artículo relacionado

El Támesis

Nos va lo british

Londres: planes para una ciudad 'non stop'

Compártelo

Ubicación Exacta: Anteriores