El pueblo que reemplaza a sus habitantes por muñecos

La despoblación de Nagoro, en Japón, hizo que Ayano Tsukimi comenzará a a crear muñecos que reemplazaran a los vecinos que emigraron a las ciudades en busca de oportunidades.

Nagoro

Foto: Videlo

Nagoro

Nagoro, situada en la isla de Shikoku (Japón), es una aldea que atrapa y no porque sea especialmente bella. Lo hace en un sentido metafórico y algo tétrico, porque no decirlo. A sus 50 años, Ayano Tsukimi volvió al que fue su pueblo después de haber emigrado y viajado durante años. Como ella, tantos otros que encontraron en las ciudades más oportunidades. Irremediablemente el goteo de personas que se marchaban de la aldea fue dejando un lugar vacío, sin vida, sin interés, expuesto al olvido.

En ese contexto, Tsukimi decidió reemplazar a los que fueron sus vecinos por muñecos hechos de madera, lana y ropa, siguiendo la estética de la profesión a la que se dedicaban. De alguna manera Nagoro se ha convertido en una oda al abandono y la soledad que sufren muchos territorios. Con esta curiosa iniciativa, Tsukimi ha conseguido ubicar su aldea en el mapa y en la actualidad los turistas visitan para conocer de cerca a aquellos que ya no están. Como curiosidad, de los 400 habitantes que tiene Nagoro, solo 29 son humanos.

Más ubicaciones exactas.

Compártelo