La puerta roja

Imponente y majestuoso, el gran 'torii' de Itsukushima anuncia al viajero su llegada a la isla japonesa de Miyajima

La puerta de los dioses

Foto: Javi Flores Sanz

La puerta de los dioses

Es una de las estampas más tradicionales de Japón: grandes estructuras con forma de arco, pintadas generalmente de color rojo intenso, que ejercen de transición entre el mundo terrenal y el sagrado. Son los torii, puertas de entrada a los santuarios sintoístas que abundan en Japón y cuyo representante más famoso sea seguramente el que se alza a 200 metros de la costa, en Miyajima, al suroeste de la prefectura de Hiroshima.

Con sus 16 metros de alto, el gran torii de Itsukushima parece flotar sobre el agua en las horas de marea alta, mientras que cuando el océano se retira es accesible a pie para la multitud de visitantes que se acercan a buscar su instantánea soñada con este icono nipón. Acercarse a él de noche, cuando su perfil iluminado destaca todavía más sobre el resto de la pequeña y tranquila isla de Miyajima, es toda una experiencia que ayuda a entender la función idealista de transición de los torii entre lo mundano y lo divino.

Artículo relacionado

Templo Zentsū-ji

Viajes

Shikoku Henro, un Camino de Santiago a lo japonés

Seguir Viajando

Compártelo

Ubicación Exacta: Anteriores